La disrupción del clúster: una nueva era en impresión digital por inyección que cambia las reglas del juego

Mouvent, una nueva empresa conjunta entre Bobst y Radex, centrada exclusivamente en impresión digital mediante tecnología de última generación, ha presentado la revolucionaria tecnología que se esconde detrás de su gama de innovadoras impresoras digitales. El enfoque detrás del Mouvent Cluster ofrece una estrategia totalmente nueva, que utiliza dichos clústeres independientes en lugar de barras de impresión de tamaño fijo por color, colocados en una matriz modular escalable. El resultado es un sistema que se puede adaptar simplemente a todos los sustratos, de todos los anchos y para todos los mercados.

Bobst MOUVENT logo

“Esta es una tecnología que cambiará las reglas del juego”, declaró Piero Pierantozzi, cofundador de Mouvent. “Hasta ahora, los sistemas de impresión estaban hechos a medida de los requisitos de cada industria. La tecnología clúster es totalmente flexible y se puede adaptar para un uso en cualquier mercado y cualquier sustrato. Estamos convencidos de que esto supondrá toda una revolución en la impresión digital y la hará más accesible, flexible, económica y sencilla a la vez que se mantienen los más altos estándares de calidad”. La tecnología clúster es totalmente flexible y se puede adaptar para un uso en cualquier mercado y cualquier sustrato.

La tecnología clúster ha sido desarrollada por Radex, una start-up propiedad de varios depositarios con una amplia trayectoria en el ámbito de la impresión digital de inyección DOD. Radex y BOBST crearon Mouvent como empresa conjunta en junio de 2017. La tecnología es la pieza central de una serie de máquinas nuevas y revolucionarias, desarrolladas por Mouvent para una amplia variedad de mercados, como las etiquetas, el cartón corrugado, el envase flexible, cartón plegable, etc.

Mouvent ya ha revelado algunas de sus máquinas, incluida la impresora textil digital de ocho tintas, la TX801. Según su fabricante aporta la mayor resolución de impresión del mercado, de hasta 2000 ppp, y la mayor productividad, con una producción de hasta 200 m2/h con el menor coste por metro cuadrado. En máquinas scanning (de múltiples pasadas), como la TX801, el clúster se desplaza por el sustrato de hasta 1800 mm de ancho a 100 m/min y puede aplicar hasta 16 g de tinta por metro cuadrado, con un color por cabezal y hasta ocho por clúster.

Mouvent también ha anunciado su primera gama de soluciones de impresión de etiquetas, que incluye dos impresoras de tinta UV de siete colores y alta velocidad completamente nuevas (LB701-UV y LB702-UV), así como una revolucionaria impresora digital de etiquetas de inyección al agua en el sector de banda angosta. Con máquinas de una sola pasada como éstas, el sustrato se mueve a una velocidad de hasta 100 m/min por debajo de los clústeres fijos, con un color por clúster.

Cada Mouvent Cluster imprime en un ancho de hasta 170 mm. Se pueden añadir más clústeres (de modo que dos trabajarían a 340 mm y así sucesivamente), en teoría, sin límites. Por tanto, al margen del ancho del sustrato, esta tecnología se puede adaptar a sus necesidades. Con 10.000 horas de funcionamiento, el ciclo vital del clúster es extremadamente largo. Más aún, son muy livianos, con un peso de unos 1,8 kg, y se los puede reemplazar fácilmente.

Además de sus impresoras digitales, Mouvent ofrece una solución completa totalmente integrada: desarrolla, diseña, prueba y fabrica impresoras digitales basadas en el Mouvent Cluster, programa el software para las máquinas, desarrolla tintas y revestimientos para varios sustratos y, al mismo tiempo, ofrece un servicio integral. La compañía promete un estándar nuevo en costes y calidad para la producción de etiquetas de inyección, en precios de tinta, en durabilidad de cabezales y en calidad, así como en rendimiento.