CPC Packaging, empresa europea de soluciones de embalaje, acaba de invertir en cuatro máquinas de alta gama de BOBST

CPC Packaging fundada en 1986 y con una plantilla de 650 empleados repartidos en nueve fábricas ubicadas en Francia y Alemania, necesitaba nuevas troqueladoras y una máquina de rotograbado. Tras una búsqueda exhaustiva de posibles proveedores, CPC optó finalmente por BOBST.

“Sabía desde el principio que tendría sentido comprar las tres troqueladoras a una misma empresa no sólo por los temas de formación, mantenimiento y servicio de las máquinas, sino también por el soporte entre nuestras plantas”, explicó Jonathan Schor, CEO de CPC Packaging.

“Tras un exhaustivo estudio del mercado y numerosas evaluaciones técnicas de las diferentes máquinas, quedó claro que BOBST era el único proveedor capaz de ofrecer una troqueladora fiable de alta velocidad de 145 cm para nuestros grandes formatos: la MASTERCUT 145 PER, con una capacidad de 9.500 hojas por hora, y que sólo existían alternativas limitadas a la EXPERTCUT 145 PER para nuestros formatos de tamaño medio. Aunque había varios competidores para la NOVACUT 106 ER de menor tamaño, muy adecuado para nuestras tiradas cortas, no tenía sentido comprar este formato a otro competidor”.

Y agregó: “Estaba claro que BOBST tenía la gama más completa capaz de satisfacer nuestras necesidades, así como una trayectoria probada en troqueladoras en comparación con empresas de última hornada. A lo largo de todo el proceso de toma de decisiones, confié en gran medida en nuestro equipo técnico y operativo, alcanzando un acuerdo unánime entre todos para elegir BOBST”.

CPC está adquiriendo cuatro máquinas, de las cuales tres son troqueladoras planas: NOVACUT 106 ER, EXPERTCUT 145 PER y MASTERCUT 145 PER para su Unidad de Negocio de cartones. Todas estas máquinas están equipadas con la última tecnología de troquelado BOBST. Con más de 75 años de experiencia, estas innovaciones técnicas incluyen características inteligentes como sistemas de registro de última generación, alimentadores inteligentes y herramientas de cambio rápido, todo ello complementado con una excelente ergonomía y automatización.

NOVACUT 106 EREs también parte de la inversión una impresora de huecograbado de alta velocidad RS 6003C HS. La máquina integra varias tecnologías de vanguardia, como el exclusivo sistema TAPS (Total Automatic Pre-register Setting) de BOBST, que completa el procedimiento de pre registro de todas las unidades de impresión en pocos minutos con sólo pulsar un botón, ya sea un trabajo nuevo o uno repetido.

Durante la impresión, la máquina ofrece un rendimiento de registro superior, consiguiendo una corrección de registro varias veces más rápida que los sistemas convencionales, especialmente en la fase crítica de las variaciones de velocidad de la máquina. Mientras tanto, la prensa permite operaciones rápidas de preparación y cambios rápidos, y las operaciones de empalme automáticas se pueden realizar a la máxima velocidad de producción.

“Estamos encantados de ampliar nuestra asociación con CPC, y confiamos en que la incorporación de estas cuatro máquinas suponga un beneficio casi inmediato para la empresa”, dijo Jean-Pascal Bobst, CEO de Bobst Group SA.

“Ambas compañías comparten valores similares como el gran énfasis que ponemos en la calidad y la prioridad ofrecida a nuestros clientes. Esperamos que esto sea el principio de una larga y emocionante colaboración”.

Todas las máquinas se instalarán en diferentes plantas de CPC Packaging a lo largo del segundo semestre de 2018.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *